SHARE

Pese a que aún restan varias semanas para el UFC 253 (26/9), que pondrá en juego el título mundial de peso mediano entre Israel Adesanya y Paulo Costa, ambos peleadores parecen vivir su propia guerra personal todos los días.

Literalmente, no existe una sola jornada sin que “Eraser” y “The Last Stylebender” se lancen dardos el uno al otro.

Primero, Israel Adesanya salió a quejarse por la reiterada cantidad de tests sorpresivos, que la agencia anti-dopaje de la UFC estaba realizando sobre él. Luego, puso en duda que la misma agencia estuviera controlando, de igual manera, a su rival Paulo Costa, a lo que éste contestó con un escueto:

“USADA jamás vino a Brasil a buscarme, pero saben que estoy listo” (Costa)

La cosa no terminó allí (ni parece llegar a terminar) ya que ahora fue el luchador nigeriano, actual defensor del título, quien volvió a cargar sobre su rival:

“Lo dije y lo vuelvo a repetir, si yo no derrumbo a Costa, lo hará USADA” (Adesanya)

Y agregó: “me hicieron dos pruebas en las últimas tres semanas, hasta llegaron por la noche porque están tratando de tomarme con la guardia baja. Me han probado más de 30 veces…”.

Las palabras de Adesanya extienden una guerra que ha pasado a tomar tintes demasiado dramáticos. A tal punto ésto es así que el propio Dana White habría intentando convencer a los luchadores de que bajaran el tono de sus declaraciones, especialmente cuando se tocan temas tan serios como la posibilidad de dopaje. Para White, “el show” y “la mala sangre” entre los peleadores debe venderse…pero desde otro costado.

Hace unos días, Paulo Costa quiso dejar atrás los rumores y las suspicacias en torno a su gran cambio físico, y subió a las redes sociales un video suyo realizando una extenuante sesión de entrenamiento. “Borrachinha”, aseguró que el corte de peso no será un problema para él y que espera llegar a la pelea en “condiciones óptimas”.

Con respecto a Israel Adesanya, su entrenamiento parece ser al revés: lejos de las fases de deshidratación y pérdida de peso, el peleador de origen nigeriano posteó una serie de fotos en sus redes sociales en las que se lo muestra fortaleciendo el trabajo de musculatura.

Como decíamos, aún restan varias semanas para la pelea pero la guerra está abierta casi desde el mismo día de su confirmación: incluso desde antes. Esperemos que toda esa “mala sangre” se transforme en un buen espectáculo, no solo ante las cámaras, sino mejor aún dentro del octágono.

NO COMMENTS